Cómo hacer helados saludables ¡y riquísimos!

Cómo hacer helados saludables ¡y riquísimos!
iStock

Comer sano ya no está reñido con tomar helados. Este verano puedes caer en la tentación una y otra vez sin miedo a perder la figura. ¿Cómo? Haciendo tú misma tus propios helados en casa: con fruta, leches vegetales, endulzantes naturales, zumos, frutos secos Nada que ver con los helados industriales que sí, están ricos, pero cargados de azúcaresgrasa y demás ingredientes nada recomendables ni para tu figura ni para tu salud.

En lamardesana tenemos una receta de helado de fresa (¡que sabe igual que el mítico Frigopie pero es un millón de veces más sano que este!) y de plátano con la que vas a alucinar y que podrás trasladar a cualquier fruta que te apetezca. Los originales moldes de helados icónicos que se han usado en el vídeo son de Lekué y están fabricados con silicona platino, libre de bisfenol.

¿Quieres más ideas para tus heladitos sanos? ¡Apunta!

1. Helados cremosos

- Junto con la fruta que prefieras (te recomendamos usar plátano porque da mucha cremosidad), añade un puñadito de anacardos bien lavados y un poco de leche vegetal.

- En vez de los anacardos y la leche vegetal, usa yogur.

- También puedes echarle leche de vaca, mejor si es desnatada o semi.

2. Polos de hielo

Si quieres algo aún más light, decántate por los polos de hielo. Puedes probar mil combinaciones de frutas y usar como base zumo de fruta casero (¡el de piña es delicioso!, de lima…) o agua de coco. Sumerge trozos de tu fruta preferida, ¡y disfruta de un sano capricho!

3. Bases saludables

Puedes usar zumos naturales de frutas, batidos, yogur (siempre será más sano tu frozen yogurt que el de la tienda), té, agua de coco…

4. Aderezos y toppings

Deja volar tu imaginación y añade a la mezcla semillas, frutas, frutos secos, canela en polvo, cacao desgrasado, ralladura de limón o de naranja, coco rallado…

5. Azúcar

En lamardesana te recomendamos sustituir el azúcar blanco por opciones más naturales y sanas como los dátiles, el sirope de agave, el de arce o el azúcar integral. El sirope de agave eco es perfecto porque no lo tiñe todo de marrón y mantiene los colores originales de las frutas.

6. Otras ideas

- Fabrícate tu propio helado de chocolate añadiendo cacao desgrasado y algún dátil para darle el toque dulce. Cuando esté congelado, puedes bañarlo en una mezcla de chocolate y sirope de agave y luego pasarlo por almendras en cubitos. Vuelve a meterlo un rato más en el congelador y… ¡almendrado casero!

- Congela frutas en taquitos, mételas en la batidora, añade algo de dulzor y tendrás una crema helada deliciosa al momento.

- Si quieres hacer helados de rayas de colores, tendrás que tener paciencia e ir congelando poco a poco. Es más laborioso porque hay que preparar las mezclas por separado pero el resultado merece la pena. Y como el mundo de los helados sanos es inmenso, aquí te dejamos más recetas para que sigas practicando.

Etiquetas: adelgazar, alimentos sanos, comida, dietas, recetas

COMENTARIOS