Trucos sexuales: aumentar la excitación

Trucos sexuales: aumentar la excitación


Juega a explorar

En lugar de ir directamente al grano, utiliza estos trucos sexuales: explorad vuestras zonas erógenas con tranquilidad y dedicad especial atención a las zonas limítrofes. Esto hará que aumente el riego sanguíneo e incrementará la excitación y la sensibilidad. Cuando por fin vayáis al grano, vuestros genitales estarán mucho más receptivos y la excitación será mucho mayor.

     

    A dos manos

    Tanto para que te acaricie como para acariciarle, utilizad las dos manos. Estos trucos sexuales para aumentar la excitación te llevarán a un placer muchísimo mayor.

      Tú: acaricia con una mano su pene mientras con la otra presionas firmemente en la base o pellizcas sus testículos.

      Él: debe introducir el dedo en tu vagina y acariciar tu punto G (que se encuentra unos 3 centímetros dentro de la vagina) mientras con la otra mano acaricia tu clítoris.

      Estos trucos sexuales también se pueden utilizar durante el coito. Si encontráis las posturas kamasutra adecuadas, él puede acariciar tu clítoris y tú el perineo.

       

      Cambia de velocidad

      Utilizar estos trucos sexuales hará que vuestra excitación aumente y además impedirá que lleguéis al orgasmo demasiado rápido: varia el ritmo durante el sexo.

        Tú: cuando le masturbes con la mano, comienza con movimientos largos y lentos y después acelera moviendo la mano rápidamente por el prepucio. Después, cuando esté muy excitado, baja el ritmo. Si se trata de sexo oral, caliéntale primero lamiendo su glande y después, para conseguir mayor excitación, mastúrbale con la mano mientras sigues chupando.

        Él: pídele que acaricie suavemente tu clítoris con la lengua o el dedo con movimientos ligeros o rápidos. A medida que te vayas excitando, la zona se volverá más sensible. Pídele entonces que cambie a un ritmo más lento y suave para evitar que te dispares.

        Durante el acto sexual sigue también estos trucos sexuales para aumentar la excitación: intercala una penetración lenta y profunda con otra más superficial en la que tan solo la punta de su pene entre en tu vagina.

         

        Haz parones

        Otro de los trucos sexuales para manteneros excitados sin llegar al clímax es tomaros un breve paréntesis. Por ejemplo, podéis hacer una pausa durante el sexo oral para besaros o si te estás excitando demasiado durante la penetración, parad y dedicad un rato a acariciaros o a daros un poco de placer oral, cuando volváis a la acción estaréis más excitados y el orgasmo será mucho mayor.


          Etiquetas: orgasmo, trucos sexuales

          COMENTARIOS